Sasha Grey

Debutó en la industria con tan sólo 18 años y su carrera fue corta pero muy prolífica, pues en tan sólo tres años Sasha experimentó el cine X en su máxima expresión  e hizo todo lo que se puede grabar en el porno, sexo anal (una de su
especialidades), dominación, BDSM, , lésbicos con maduras, Sasha le gusta los interraciales e innumerables orgías entre las que se encuentran un apoteósico gang bang con el que se despidió del porno con un lechoso bukkake en el que se tragó la lefada de una docena de tíos.

Cuando los retos dejaron de cumplir sus expectativas, la bella Shasha se retiró dejando un hueco irreemplazable, pero que se compensa con una buena selección de películas X  para la posteridad.